Social

DEPRESIÓN

El origen de la depresión es complejo, ya que en su aparición influyen factores genéticos, biológicos y psicosociales.
Hay evidencias de alteraciones de los neurotransmisores, citoquinas y hormonas que parecen modular o influir de forma importante sobre la aparición y el curso de la enfermedad. La psiconeuroinmunología ha evidenciado trastornos en el eje hipotálamo-hipofisario-adrenal relacionados con los neurotransmisores, así como alteraciones inmunológicas asociadas a citoquinas en el trastorno depresivo mayor (por ejemplo, se reducen el número de transportadores de serotonina en linfocitos de sangre periférica de pacientes deprimidos). Esto parece apuntar a una fuerte relación entre la serotonina y el sistema inmune en esta psicopatología.
Sin embargo, se puede destacar que aún no se ha descubierto alguna alteración biológica estable y común en todas las personas con depresión; es decir, no podemos hablar de enfermedad en su sentido literal. Por esta razón se establecen otros términos que no implican “enfermedad” en su sentido más clásico, sino hablamos de un trastorno mental, enfermedad mental o una psicopatología.
Por ejemplo, la alteración en el eje hipotálamo-hipofisario-adrenal puede ser interpretada como un correlato biológico (correlación), pero no necesariamente implica una explicación del hipotético síndrome. La alteración funcional en el eje puede o no aparecer en una persona deprimida, ya sea antes, durante o después. La relación correlacional supone que “tener depresión” es más probable durante la alteración en dicho eje, pero esta diferencia orgánica es estadística y no sirve para diagnosticar; es decir, no puede ser considerada un marcador biológico de enfermedad.
Algunos tipos de depresión tienden a afectar a miembros de la misma familia, lo cual sugeriría que se puede heredar una predisposición biológica. En algunas familias la depresión severa se presenta generación tras generación. Sin embargo, la depresión severa también puede afectar a personas que no tienen una historia familiar de depresión.
Las personas con poca autoestima se perciben a sí mismas y perciben al mundo en forma pesimista. Las personas con poca autoestima y que se abruman fácilmente por el estrés están predispuestas a la depresión. No se sabe con certeza si esto representa una predisposición psicológica o una etapa temprana de la enfermedad.
Desde la psicología de conducta, se entendería que la autoestima y la depresión suponen ambas descripciones de aprendizajes adquiridos, siendo la causa de la depresión principalmente social, es decir, aprendida. Por ejemplo, la evitación y el condicionamiento han demostrado tener un papel fundamental en la adquisición y mantenimiento de este problema.
En los últimos años, la investigación científica ha demostrado que algunas enfermedades físicas pueden acarrear problemas mentales. Enfermedades tales como los accidentes cerebro-vasculares, los ataques del corazón, el cáncer, la enfermedad de Parkinson y los trastornos hormonales pueden llevar a una enfermedad depresiva. La persona enferma y deprimida se siente apática y sin deseos de atender sus propias necesidades físicas, lo cual prolonga el periodo de recuperación. La pérdida de un ser querido, los problemas en una o en muchas de sus relaciones interpersonales, los problemas económicos o cualquier situación estresante en la vida (situaciones deseadas o no deseadas) también pueden precipitar un episodio depresivo. Las causas de los trastornos depresivos generalmente incluyen una combinación de factores genéticos, psicológicos y ambientales. Después del episodio inicial, otros episodios depresivos casi siempre son desencadenados por un estrés leve, e incluso pueden ocurrir sin que haya una situación de estrés.
En todo caso, la depresión es descrita desde la medicina con una serie de síntomas. Así, cualquier problema psicológico que cumpla esos criterios pudiera ser diagnosticable como depresión. Ya sea un problema de neurodegeneración, ya sea aprendida, en todos los casos hablaríamos del síndrome. Si bien, el diagnóstico médico debe indicar si es de origen neuroanatómico, hormonal o psicológico. Debe aclararse a este aspecto que las hipótesis biológicas anteriormente mencionadas se referían al psicológico; muy distinto al párrafo anterior, que se refería a problemas neuroanatómicos o endocrinos mejor conocidos, como por ejemplo alteraciones en la glándula tiroides.
Es decir, aún no se ha encontrado ningún marcador biológico de la depresión, de modo que ninguna de las alteraciones biológicas atribuidas a la depresión puede ser usada para el diagnóstico de enfermedad. Se habla por tanto de psicopatología, que puede ser descrita en un cuadro clínico.
El tratamiento del episodio Depresivo Mayor es fundamentalmente farmacológico acompañado por una psicoterapia de apoyo al paciente y de orientación y psicoeducación a los familiares del mismo respecto a lo que pueden y/o deben realizar para ayudar a la persona que esta sufriendo. Suele ser muy difícil para una persona que nunca ha experimentado un episodio depresivo, o estudiado respecto al mismo, poder entender de qué se trata. La continencia afectiva por parte de la familia es de fundamental importancia. En los casos severos, especialmente cuando existe ideación suicida, puede estar indicada una internación hospitalaria. Cuando el paciente comienza a recuperarse (aproximadamente en semanas, tiempo de latencia de los psicofármacos antidepresivos) puede comenzar a trabajarse mediante psicoterapia, ya que durante la fase de duración del Episodio Depresivo Mayor la persona es prácticamente inaccesible a las palabras, es decir, que hablándoles (únicamente) no podemos ayudarlo completamente, ya que el dolor que padecen es demasiado intenso. Incluso algunos pacientes se niegan a hablar o escuchar durante esta durísima fase de esta forma de Depresión, sólo quieren “dormir todo el día” o estar a “oscuras y en silencio en su habitación”. Cuando un paciente experimenta por primera vez en su vida un Episodio Depresivo Mayor tiene un 50% de probabilidades de padecer otro, si ha experimentado un segundo Episodio Depresivo Mayor tiene un 80% de probabilidades de padecer un tercero. En situaciones como éstas hablamos de Depresión Mayor Recurrente. El tratamiento profiláctico farmacológico y psicoterapéutico cobra una vital importancia. El mismo tiene como fin: evitar que éstos episodios nunca más se repitan (en el mejor de los casos), y en el caso de producirse un nuevo Episodio Depresivo Mayor, que éste tenga una menor duración e intensidad.

Pero una gran parte de la población sufren de un estado de melancolía y tristeza que nunca lo identifican con depresión. Existe una gran diferencia entre un evento traumático que puede generar tristeza y un evento depresivo que da lugar a un cuadro clínico de depresión, el hecho de no diagnosticarlo correctamente aumenta las posibilidades de suicidio (que nunca serán tipificado como suicidio por trastorno depresivo). Los síntomas clásicos son:
· Estado de ánimo persistentemente triste, ansioso o “vacío”
· Sensaciones de desesperanza, de pesimismo, de culpa, de inutilidad, de incapacidad.
· Pérdida de interés o de placer en pasatiempos y actividades que anteriormente se disfrutaban, incluido el sexo.
· Insomnio, despertar temprano o dormir más de lo necesario.
· Pérdida de apetito y/o de peso, o comer con exceso, ocasionando aumento de peso.
· Disminución de energía, fatiga, o decaimiento.
· Pensamientos sobre la muerte o el suicidio, intentos de suicidio.
· Inquietud, irritabilidad.
· Dificultad en concentrarse, en recordar, en tomar decisiones.
· Síntomas físicos persistentes que no responden a tratamientos, tales como dolores de cabeza, desórdenes digestivos, y dolor crónico.
Muchas personas que sufren estos síntomas creen que serán transitorios y no acuden al especialista, pudiendo así empeorar. La depresión es uno de los grandes males (encubiertos) de nuestro siglo, se habla mucho de ella pero se sigue viendo mal admitir que tienes depresión. Tenemos que concienciarnos de que la depresión es un trastorno crónico con tasas muy elevadas de recurrencia a lo largo de la vida y solo así podremos enfrentarnos a él y solucionarlo.
Aquí os dejo un capítulo de REDES que habla de la depresión:

Anuncios

LAS NUEVAS TECNOLOGÍAS

El desarrollo de las nuevas tecnologías ha dado lugar a cambios drásticos en el método educativo.
La evolución tecnológica afecta directa y continuamente a nuestras comunicaciones, al modo  de acceder a la información, a la forma en que la transmitimos, manipulamos y creamos nuevos conocimientos, esto genera una nueva realidad que a veces difiere de la que es, ya que a la información que adquirimos le añadimos nuestra parte emocional y la devolvemos a la sociedad transformada, esta transformación puede influir indirectamente en otras personas que a su vez generen también algún cambio y así sucesivamente.
Esto es debido en gran medida a los cambios que se han producido en el acceso que tenemos hoy en día a la información. Antiguamente había que leer libros, escuchar a personas para poder saber, todo llevaba su tempo. En la actualidad toda la información la tenemos ahí podemos acceder a ella donde y cuando queramos, se actualiza constantemente a veces esto incluso puede llegar a ser algo perjudicial creándonos la necesidad de inmediatez,  la obligación de tener que estar al día en todo, hoy en día podemos almacenar toda esa información y recuperarla en el momento en el que queramos. Esto ha dado lugar a un nuevo síntoma “infoxicación” que es la intoxicación por un gran exceso de información que somos incapaces de manejar.
Por otro lado esto ha permitido que la ciencia se expanda mucho más rápidamente y que los científicos de todo el mundo puedan acceder a resultados, experimentos, revistas, libros etc en tiempo real y por ello mejorar de forma más rápida y eficaz.
Debido a esta constante y rápida forma de cambiar la información se ha visto la necesidad de que el sistema educativo también organice nuevos métodos de tal manera que ofrezca a sus alumnos el mejor material didáctico. Partiendo de esta base, habría que dar importancia a conceptos como  la autorregulación ya que enfrentarse a mareas de información solo podría generarnos estrés y frustración: Infoxicación.
El concepto de Autorregulación no es nuevo, ya en los 80 Zimmerman habló de él como una competencia necesaria para desarrollar estrategias de aprendizaje. Tenemos que saber qué cantidad de información dar y en que momento porque si no el objetivo que pretendemos, que es el aprendizaje, no se conseguiría ya que los alumnos se abrumaría con toda esa información que tienen a su alrededor.
Actualmente tenemos dos métodos a través de los cuales codificamos la información:
Audiovisual, para la organización de la información que ya tenemos.
Internet es la forma de conseguir esa información. Cada vez más gente tiene acceso a ella través de todas las nuevas tecnologías que van surgiendo (smarthphones, tables, notebooks etc),
Pero del mismo modo que nosotros tenemos acceso a la información para leerla y aprender, otros pueden modificarla y crear falsas informaciones sobre un tema por eso hay que ser muy cautos con todo aquello que se lee o que se trasmite ya que no todo es cierto, la manipulación de los medios de comunciación es un tema que esta muy de moda ahora, y más con todos los conflictos armados entre diferentes religiones que existen en nuestros días por ejemplo.
Tenemos que ser consciente de que esa información plagada de errores convive con otra más rigurosa. y que hoy en día existe una obsesión especial por controlar el acceso a internet, países como Corea o Irán han creado leyes que limitan la libre circulación de información.
Además de esta infoxicicación el hecho de estar constantemente expuesto a nuevas informaciones nos lleva a realizar lecturas rápidas que nos proporcionan información superficial y que en muchas ocasiones, acostumbrados ya a realizar este tipo de lecturas, lo extrapolamos a otros contextos proporcionándonos en muchas ocasiones ideas poco claras y erróneas.
Por todo esto es necesario generar un cambio en la forma del acceso a la información y en la forma de trasmitir dichos conocimientos. A día de hoy parece que todo lo convertimos en espectáculo, política, vidas privadas, etc antes existían unos pocos emisores de información y muchos receptores, hoy en día todo el mundo quiere decir algo, quiere dar su opinión y para ello utilizan herramientas como los blogs, talk shows o redes sociales.
A pesar de creer que las nuevas tecnologías son una herramienta muy útil para mejorar el rendimiento de los niños, estudios realizados demuestran justo lo contrario, un uso controlado si que podría ser beneficioso pero un abuso de las mismas podría dar lugar a resultados totalmente opuestos a los esperados.
Analizar como influyen las nuevas tecnologías en los entornos educativos en algo muy complejo desde un punto de vista meteorológico, una de estas investigaciones que ha aportado luz a este tema es la desarrollada por Wenglinsky, algunos de sus resultados han sido que el rendimiento académico disminuye cuanto más usa el niño las nuevas tecnologías en casa o en el colegio. Esto coincide con otros estudios realizados por Angrist y Lavi 2002 o Wossmann 2004, pero esto ha sido totalmente ignorado tanto en Estados Unidos como en España, el Ministerio de Educación aboga por el uso de las nuevas tecnologías el porqué es muy sencillo, es una cuestión de economía, como siempre, en palabras de Job Baron 2004 “los gobiernos están gastando decenas de miles de millones de dólares en programas y prácticas que nunca han sido rigurosamente evaluadas y que nadie conoce cuan bien funcionan”.  junto con eso añadimos que “La educación tiene una larga tradición de ignorar o incluso atacar la investigación rigurosa” (p.19). Slavin (2002)
Y de esta manera nos creemos que poner a nuestro hijo delante de una pantalla a jugar videjuegos “educativos” es mucho mejor que salir con él a realizar un deporte, contarle historias, explicarle mientras paseas que árboles ve etc..

Angrist, Joshua & Lavy, Victor (2002). New Evidence on Classroom Computers and Pupil Learning, Economic Journal, , vol. 112(482),

Baron, Jon (2004). Opening Remarks. OECD-U.S.Meeting on Evidence-Based Policy Research in Education. Forum Proceedings – April 19 -20. Consultado el 15 de mayo de 2005 en http://www.excelgov.org/displayContent.asp?NewsItemID=5536&Keyword=prppcEvidence

Slavin, R.E. (2002). Evidence-based education policies: Transforming Educational Practice and Research. Educational Research, Vol. 31, No. 7, pp. 15-21. Consultado en el 10 de junio de 2005 en http://www.aera.net/pubs/er/pdf/vol31_07/AERA310703.pdf

Zimmerman, B.J. & Martinez-Pons, M. (1988). Construct validation of a strategy model of student self-regulated learning. Journal of Educational Psychology,

QUE ESTRÉS! QUE PUEDO HACER CON MI VIDA!!

Quien no ha pasado por una mala época en su vida, se ha bloqueado y no ha sabido tomar decisiones ni a dónde ir. Cuando sometemos al cerebro y a nuestro organismo a situaciones de estrés prolongadas muchas veces se satura llegando a ser incapaz de tomar ni las decisiones más básicas y cotidianas.
Esto puede suceder en situaciones tan dispares como un accidente, un acontecimiento traumático, una fuerte discusión familiar o por una larga exposición a tareas que impliquen una gran concentración cognitiva.
En realidad, el estrés es una respuesta buena, una respuesta adaptativa de nuestro organismo a ese tipo de situación, el problemas lo tendremos cuando sometemos al organismos a la exposición constante de estímulos estresores ya que lo sobre cargamos y puede explotar, aquí es cuando el estrés comenzaría a generar efectos negativos. La OMS prevé que para el año 2020, el estrés será el segundo factor causante de enfermedades en todo el mundo. De aquí deduzco que el entorno en el que vivimos nos hace estar sobre expuestos a situaciones difíciles y que vivimos el día a día cargados de obligaciones y de necesidades que tenemos que cubrir, produciendo a la larga mella en nuestro organismo. Esto con con tiempo disminuirá nuestras capacidades naturales de adaptación ya que quedarán erosionadas.
Veréis, en nuestro cerebro se desarrollan una serie de reacciones bioquímicas que dependerán del tipo de estrés y de la capacidad personal que tengamos para enfrentarnos a la situación en cuestión.
Ante un estrés físico, para conseguir regenerar la homeostasis el organismos puede reaccionar con bajadas de temperatura, caída de pelo, uñas etc. Si el estrés es emocional, la persona puede llegar a desarrollar incluso ansiedad o somatizaciones. El estrés emocional crónico puede incluso matarnos.
Entrenar al cerebro a enfrentarse a este tipo de situaciones puede ser una muy buena estrategia para saber sobre llevar situaciones estresante y poder pensar con coherencia. Acostumbrar al cuerpo a situaciones de amenaza y miedo como hacer paracaidismo ayuda a generar respuestas automáticas del organismo en momentos semejantes y sean controlados. Los equipos de Alto Rendimiento o el ejercito adiestra a su personal en esta materia para que sean capaces de tomar decisiones de forma coherente y rápida.
También quiero hacer hincapié en la resiliencia, (la capacidad que tiene el ser humano para asumir con flexibilidad situaciones límite). Las personas resilientes previenen mejor el estrés y las enfermedades psicológicas y físicas vinculada a él. La resiliencia también se entrena.
Cuelgo este programas de Redes: http://www.rtve.es/alacarta/videos/redes/redes-receta-para-estres/607452/ que explica al detalle cómo afrontar el estrés.

Pero volviendo a ese momento de nuestra vida en el que no sabemos qué hacer, adjunto este link en el que http://www.psyciencia.com ha reunido varias conferencias de TED que nos pueden ayudar a recapacitar, meditar o simplemente a pensar qué hacer.
http://www.psyciencia.com/2015/05/09/11-conferencias-de-ted-para-ayudarte-cuando-no-sabes-que-hacer-con-tu-vida/?utm_content=buffer02851&utm_medium=social&utm_source=facebook.com&utm_campaign=buffer

Y también os dejo este artículo de Eduard Punset el que habla de Robert Sapolsky, un gran experto en estrés.

http://www.eduardpunset.es/23175/general/el-primatologo-que-radiografio-el-estres

NUESTRO ENTORNO SOCIAL Y AUTOESTIMA

El entorno que nos rodea juega un papel muy importante en el desarrollo de nuestra forma de percibir la sociedad y de percibirnos a nosotros mismos, Hay una serie de factores de este entorno que nos van a marcar a la hora de desarrollar nuestra autoestima en mayor o menor medida en función de nuestra personalidad, y son:  el miedo al rechazo la necesidad de reconocimiento y de pertenencia a un grupo social (aparte del primario)
En función de la dependencia que tengamos de estos tres factores desarrollaremos una autoestima positiva o negativa.
Estar constantemente preocupados por el qué dirán, el qué pensaran sobre uno mismo nos genera una tensión constante y cierta ansiedad. Las personas que necesitan reconocimiento en cada una de las acciones que realizan no descansan su cerebro, eso genera un agotamiento total, además su autoconcepto va a depender de esto, y no puede ser así, ya que siempre, en cualquier actividad que realicemos vamos a tener gente que nos apoye o que nos refuerce lo bien que lo hemos hecho y gente que no nos de refuerzo o que este sea negativo, nuestra autoestima no tiene que fundamentarse en esto, debemos centrarnos en la tarea y hacerla por convicción propia y lo mejor que sabemos para que uno mismo este satisfecho con los resultados o al menos le sirva para mejorar día a día.
A.Maslow, uno de los máximos representantes de la de psicología humanista decía que el hombre tiende a a la búsqueda de la autorealización porque es la forma de conseguir una buena salud mental, si seguimos a Maslow, las personas que dependen tanto de los comentarios de los demás nunca llegaría a conseguir esa autorealización, algo que les provocaría una constate frustración e incapacidad de desarrollaran una autoestima fuerte y positiva que les ayude a enfrentarse a las diversas situaciones de la vida.
Una de las teorías más conocidas de Maslow fué  una teoría sobre la motivación humana donde desarrollo su pirámide de necesidades en 1943 y que tan de actualidad sigue en nuestros días. Según ésta, una vez cubiertas las necesidades básica de la base y las de seguridad, que se serían cubiertas por el grupo primario; las necesidades de afiliación a un grupo social y el reconocimiento social estaría justo en el peldaño anterior a la consecución de la autorealización, por lo que es muy importante saber manejare esos refuerzos sociales para poder ascender a la cúspide de la pirámide. Maslow tiene una visión integradora del ser humano, es decir, cuerpo y mente estan interconectados, de tal manera que la forma de percibir/procesar la información el entorno influirá en nuestro comportamiento y por lo tanto en el entorno que nos rodea (esto nos puede sonar a Vygosky de quien ya he hablado)
De todo esto deducimos que es muy importante cómo interpretamos la realidad que nos rodea, el procesamiento cognitivo de los estímulos externos, ese aprendizaje tan importante que tiene lugar sobre todo en los primeros años de nuestras vida y que sin quererlo marca la forma en la que almacenaremos la información y como nos comportaremos en años posteriores.
Pero que no cunda el pánico, si hay algo de uno mismo que se quiere mejorar, se puede, eso si, la constancia, la actitud y la motivación que tengamos para ello son muy importante. Una de las herramientas más innovadora y que se basa en fundamentos ya estudiados desde hace años es la PNL (Programación NeuroLinguística) que dicho así de forma general, reprograma el cerebro para mejorar nuestra vida.
Como veis toda estas tendencias sobre el desarrollo personal que están de moda ahora llevan inventadas desde hace muchos muchos años, lo que pasa que siempre se les consideró poco científicas y sin una base consistente, vamos, tonterías, afortunadamente nunca esta tarde para traerlas a la actualidad, y eso es lo que se se esta haciendo. Todas aquellas Terapias llamadas de tercera generación que se han venido desarrollando desde hace unos años, tienen unas bases sólidas ya que se fundamentan en teorías, constructos, ideas etc que han sido investigados desde hace muchos años por grandes estudiosos de comportamiento humano.

 

Adjunto un vídeo del programa Redes que me ha parecido muy interesante vinculado a la importancia que tiene la educación emocional de nuestros jóvenes para su buen desarrollo personal

http://www.rtve.es/alacarta/videos/redes/redes-adolescencia-hizo-humanos/1615249/